sábado, 22 de abril de 2017

Tieneque ser aquí.- Maggie O'Farrell







Daniel Sullivan y Claudette Wells son una pareja atípica: él es de Nueva York y tiene dos hijos en California pero vive en la campiña irlandesa; ella es una estrella de cine que, en un momento dado, decidió cambiar los rodajes por la vida en el campo, la fama por el anonimato. Ambos son razonablemente felices. Sin embargo, esta idílica vida, trabajosamente construida entre los dos, se tambaleará cuando Daniel conozca una inesperada noticia sobre una mujer con la que perdió el contacto hace veinte años. Este descubrimiento desencadenará una serie de acontecimientos que pondrán a prueba la fortaleza de su matrimonio. Tiene que ser aquí cruza continentes y atraviesa husos horarios siguiendo a un heterogéneo grupo de personajes durante varias décadas para trazar el extraordinario retrato de una pareja, de las fuerzas que la unen y de las presiones que amenazan con separarla. Una epopeya íntima y cautivadora sobre aquello que abandonamos y aquello en lo que nos convertimos mientras buscamos nuestro lugar en el mundo.Una novela, la séptima de la autora, que ha confirmado a Maggie O'Farrell como una de las más fascinantes narradoras británicas actuales.

Este es uno de los libros más hermosos que he leído últimamente. Todos son protagonistas, personas que sufren, que han conocido la felicidad, que se han enamirado, pero como en todas las vidas hay pérdidas, ausencias, sensación de impotencia.Así trancurre el tiempo aceptando e intentando recuperar aquellos que una vez fuimos.
Una lectura muy, muy recomendable. A cada lectura me gusta dejar algún párrafo relevante para mí.

"El pesar me aplasta . Lo único que quiero hacer es dar marcha atrás en el tiempo y hacerlo todo de otra forma."

"Musita mi nombre"Daniel", casi para sus adentros, levanta los brazos, me abraza, me estrecha en medio del camino. Es casi indescriptible el alivio que siento cuando me toca. Creo que nuestro idioma no tiene una palabra suficientemente generosa que sea capaz de expresar la euforia que me  embarga al hundir la cara en su pelo, al zambullirme dentro de su abrigo y apretar su cuerpo contra el mío..."

"Pienso en ella . Me pregunto si sigue poniéndose aquel pañueloindio por casa, si sigue tomando agua caliente con una cucharada de una miel que según ella, tiene virtudes milagrosas..
Me pregunto si conservara algo mío: camisas, libros, cartas. Me pregunto si todavía tiene ataques de sonambulismo, y si habrá alguien que se levante, la siga y la lleve de vuelta a la cama"


"Estas palabras producen en ella un efecto inexplicable. Se queda asombrada, después confusa, después se hunde. A continuación se le humedecen los ojos y empiezan a caer lágrimas entre las pestañas  hasta las mejillas. Me acerco un poco y, con la misma punta de los pulgares, se las limpio.."


         Maggie O'Farrell 

lunes, 27 de marzo de 2017

Interrogantes



Ha días que me da por preguntarme si alguna vez llegará el momento en que todas mis ansiedades se veran gratificadas

domingo, 26 de marzo de 2017

Los amigos que yo quiero


Quiero algunos buenos amigos que sean tan familiares como la vida misma; amigos con los que no haya necesidad de ser cortés y que me cuenten todas sus dificultades, las matrimoniales y las demás; amigos capaces de citar a Aristóteles y de contar cuentos subidos de color; amigos que sean espiritualmente ricos y que puedan hablar de obscenidades y de filosofía con el mismo candor; amigos que tengan aficiones y opiniones definidas sobre las cosas, que tengan sus creencias y respeten las mías.

Lin Yutang

sábado, 25 de marzo de 2017

Queda prohibido.-Alfredo Cuervo Barrero


¿Qué es lo verdaderamente importante?,
busco en mi interior la respuesta,
y me es tan difícil de encontrar.
Falsas ideas invaden mi mente,
acostumbrada a enmascarar lo que no entiende,
aturdida en un mundo de irreales ilusiones,
donde la vanidad, el miedo, la riqueza,
la violencia, el odio, la indiferencia,
se convierten en adorados héroes,
¡no me extraña que exista tanta confusión,
tanta lejanía de todo, tanta desilusión!.

Me preguntas cómo se puede ser feliz,
cómo entre tanta mentira puede uno convivir,
cada cual es quien se tiene que responder,
aunque para mí, aquí, ahora y para siempre:

Queda prohibido llorar sin aprender,
levantarme un día sin saber qué hacer,
tener miedo a mis recuerdos,
sentirme sólo alguna vez.

Queda prohibido no sonreír a los problemas,
no luchar por lo que quiero,
abandonarlo todo por tener miedo,
no convertir en realidad mis sueños.

Queda prohibido no demostrarte mi amor,
hacer que pagues mis dudas y mi mal humor,
inventarme cosas que nunca ocurrieron,
recordarte sólo cuando no te tengo.

Queda prohibido dejar a mis amigos,
no intentar comprender lo que vivimos,
llamarles sólo cuando los necesito,
no ver que también nosotros somos distintos.

Queda prohibido no ser yo ante la gente,
fingir ante las personas que no me importan,
hacerme el gracioso con tal de que me recuerden,
olvidar a todos aquellos que me quieren.

Queda prohibido no hacer las cosas por mí mismo,
no creer en mi dios y hallar mi destino,
tener miedo a la vida y a sus castigos,
no vivir cada día como si fuera un último suspiro.

Queda prohibido echarte de menos sin alegrarme,
odiar los momentos que me hicieron quererte,
todo porque nuestros caminos han dejado de abrazarse,
olvidar nuestro pasado y pagarlo con nuestro presente.

Queda prohibido no intentar comprender a las personas,
pensar que sus vidas valen más que la mía,
no saber que cada uno tiene su camino y su dicha,
sentir que con su falta el mundo se termina.

Queda prohibido no crear mi historia,
dejar de dar las gracias a mi familia por mi vida,
no tener un momento para la gente que me necesita,
no comprender que lo que la vida nos da, también nos lo quita. 



Los náufragos del Batavia: Anatomía de una masacre.-Simon Leys



El naufragio fue épico y atroz, y desencadenó una enorme curiosidad. La historia es irresistible, y más en pluma de Leys: la despiadada Compañía Holandesa de las Indias, la brutalidad de la vida a bordo, la bella Lucretia van der Mijlen, la crueldad sanguinaria de un demiurgo psicópata dispuesto a masacrar a los supervivientes, de los que sobrevivieron finalmente solamente setenta.


Las calamidades que sufrieron los naufragos de Batavia a manos de sus desalmados superiores.
Es un libro de aventuras, de acuerdo, pero a mi lo que realmente me ha gustado es la radiografía que hace sobre la maldad.
Casi todos los tiranos son incapaces de ajecutar, mandan a que ejecuten, asesinen, violen. Son unos locos cobrades y ya se sabe que este tipo de individuos son los mas peligrosos.
Ante una situacion límite todos pierden el control y como bien dice: "¿ Al final ¿ Quién era cómplice y quien víctima?" La lucha por la supervivencia es asi, en situaciones extremas consigue que salga al exterior lo peor de nosotros.

El libro es una joya, y otra vuelvo a lo mismo, para contar una buena historia, contarla bien, me refiero, no hace falta escribir mil paginas.

"Una sociedad civilizada nobes necesariamente una sociedad que tiene una proporcion menor de individuos criminales y perversos, sino aquella que simplemente les brinda menos oportunidades de manifestar y de satisfacer sus inclinaciones"

"el mar lava todos los crímenes de los hombres"
Ifigenia en Táuride de Eurípides 

No es que muera de amor, muero de ti, Jaime Sabines





No es que muera de amor, muero de ti. Muero de ti, amor, de amor de ti, de urgencia mía de mi piel de ti, de mi alma, de ti y de mi boca y del insoportable que yo soy sin ti.
No es que muera de amor, muero de ti, Jaime Sabines

lunes, 6 de junio de 2016

Los peces no cierran los ojos.- Erri de Luca

«Nacer y crecer en Nápoles agota el destino: vaya uno donde vaya, ya lo ha recibido como dote, mitad lastre, mitad salvoconducto.» Un hombre recuerda el verano de sus diez años en un pueblo costero cerca de Nápoles, los años en que se anhela un futuro desde el que sólo se puede mirar atrás. Entre la pesca y los libros, los paseos en solitario y los encuentros con los muchachos del barrio, transcurren sus días, hasta que conoce a una niña sin nombre que le descubre el peso de palabras como amor o justicia.    A los diez años, la edad se escribe por primera vez con dos cifras. La inquietud y el deseo de crecer son más fuertes que la apariencia física; torpe cascarón el cuerpo infantil. Y permanece intacta la necesidad de protección que cura el calor de las historias familiares, la presencia de una madre y el contacto de la mano amiga.   Nombrado escritor de la década por el Corriere della Sera, y galardonado con los premios France Culture, Femina Étranger, Laure Bataillon o Petrarca, Erri De Luca es uno de los autores italianos más leídos y admirados en más de veinte países: «El único escritor auténtico que por ahora nos ha dado el siglo XXI», Corriere della Sera. Su última novela, Los peces no cierran los ojos, lo ha encumbrado de nuevo entre los lectores y la crítica: «Un pequeño milagro», L’Unità; «De Luca nos cuenta qué es crecer con la cruda sensibilidad de la que es un gran maestro», Il futurista.

Leer a Erri de Luca es sinónimo de disfrutar  a medida que pasas las páginas te adentras en su mundo que con una naturalidad increíble nos incluye hasta sentir que formamos parte dél.
Aquí cuenta la historia de un verano, desde el punto de vista de un niño, y a la vez con la nostalgia que produce el paso de los años.
Quién no tuvo un verano de su vida? Una época de descubrimiento, de asomarse a la vida, experiencias inolvidables..
Es una lectura muy recomendable, de hecho cualquier libro de Erri de Luca, lo es.
Y aquí dejo algunos párrafos que me han parecido interesantes a la vez que apropiados.
"Me observó divertida. Yo la miraba.
-Cierra de una vez esos ojos de pez.
No podía. Claro, los párpados pestañeaban, pero no por voluntad mía. Quería grabarme su cara en la retina, me hacía falta mucha luz"
"Antes de la despedida es costumbre intercambiarse direcciones  promesas de escribir Nos dijimos nosotros 
- No nos arrastraremos tras una promesa para traicionarla. Sabemos perfectamente que no volveremos a vernos. Y si ocurre, seremos diferentes y no nos reconoceremos. Cambiaras de forma y de voz, los ojos de pez no, quizá te reconozca por ellos.
Hoy sé que aquel amor cachorro contenía todos los adioses siguientes
...la primera noche, desconocida, les pareció  a ellos el resto del día primero, desmigajado en puntitos de luz. No sabían si regresaría el sol, de modo que se abrazaron  Las bocas se vieron juntas e inventaron  el beso,el primer fruto del conocimiento  Era mercurio, aquel conocimiento, un líquido sensible a la temperatura de los cuerpos.Sé de esa primera vez porque tuve yo también aquella hora en la boca, en un instante idéntico al de ellos, sobre una arena de playa, con el cielo descubierto sobre la cabeza."
 "En mi estantería hay ahora un libro de Pratolini, Oficio de vagabundo. Una fecha, 18/1/50, y una dedicatoria de papá mamá por sus veinticinco años. Llevaban cuatro de casados. Se amaban, los dos, se regalaban libros. Ella estaba embarazada de mí. La fecha de la dedicatoria denuncia mi i intrusión en sus vidas. Se las obstaculicé cual extraño.Querían un hijo, me tuvieron a mí. Ellos son mi gente, pero yo fui  poco y mal la suya"
"Había fallado. No había sido quien exijo ser. Me exijo a mí mismo y me consterno al encontrarme escaso"
"Hay en el cuerpo nieve que no se derrite en ningún  Ferragoso  permanece en el aliento como el mar dentro de una co cha vacía. No maldigo esa  nieve que me embutía los oídos."
"Saldría una tarde por la puerta cuya llave no tuve nunca. Cerré despacio y bajé los más hondos escalones  de mi vida, que no volvería a subir par palpitar de nuevo."